Bono para jubilados: cómo es el extra de $15.000 que cobrarán por tres meses los que perciben el haber mínimo

El Gobierno Nacional reglamentó el bono de 15 mil pesos que recibirán durante tres meses los jubilados y pensionados que cobran la mínima.

A través del Decreto 105/2023, publicado este miércoles en el Boletín Oficial, el Poder Ejecutivo oficializó el “refuerzo de ingreso previsional” que se abonará en los meses de marzo, abril y mayo de 2023.

El bono será otorgado a titulares de prestaciones contributivas previsionales a cargo de la Administración Nacional de la Seguridad Social; beneficiarios de la Pensión Universal para el Adulto Mayor (PUAN); beneficiarios de pensiones no contributivas por vejez, invalidez, madres de 7 hijos o hijas o más y demás pensiones no contributivas y pensiones graciables cuyo pago se encuentra a cargo de la ANSES.

El refuerzo que se abonará a las jubilaciones y pensiones más bajas alcanzará a todos aquellos que cobren menos de dos jubilaciones mínimas. Serán “$15.000 mensuales para aquellos y aquellas titulares que, por la suma de los haberes de todas sus prestaciones vigentes, perciban un monto menor o igual a $58.665,43″.

En tanto, habrá un bono de $.5000 mensuales para aquellos titulares que, por la suma de todas sus prestaciones vigentes, perciban un importe superior a $ 68.665,43 y menor o igual a $117.330,86.

Mientras que aquellos jubilados y pensionados que perciban un importe superior a $58.665,43 y menor o igual $68.665,43, “el monto del refuerzo de ingreso previsional será equivalente a la cantidad necesaria hasta alcanzar la suma de $73.665,43″.

Y quienes perciban un importe mayor a $117.330,86 y hasta $122.330,86, “el monto del refuerzo de ingreso previsional será equivalente a la cantidad necesaria hasta alcanzar la suma mencionada en segundo término”. “El refuerzo de ingreso previsional que se otorga por el presente decreto no será susceptible de descuento alguno ni computable para ningún otro concepto”, aclaró el Gobierno en el decreto que lleva las firmas del presidente Alberto Fernández, el jefe de Gabinete Agustín Rossi y la ministra de Trabajo Kelly Olmos.

De esta forma, con el aumento de 17,04% a partir de marzo en base a la fórmula de movilidad jubilatoria, la jubilación mínima a partir de este mes será de 73.665 pesos; hasta ahora, era de 60.124 pesos.

Mientras que la Asignación Universal por Hijo (AUH) y las asignaciones familiares (embarazo, asignación prenatal, asignación por nacimiento, asignación por adopción, asignación por matrimonio y cónyuge) subirán a 11.465 pesos a partir de este mes.

En total, el incremento se aplicará a 17 millones de personas que reciben alguna prestación. El bono de refuerzo implica una erogación para el Tesoro de 200.000 millones de pesos.

“Queremos consolidar un sendero de recuperación para mejorar el ingreso, ya que es algo central para el funcionamiento del mercado interno y, sobre todo, para mejorar la calidad de vida de nuestros jubilados. El sentido del bono es que sea una mejora que sirva para paliar los efectos de la inflación en su vida cotidiana”, explicó semanas atrás Sergio Massa cuando junto a la titular de ANSES, Fernanda Raverta, anunció la medida.

El ministro de Economía había explicado que la jubilación mínima, en base a la aplicación de la fórmula de movilidad y a los sucesivos bonos de refuerzo aplicados, tendrá un aumento del 125% entre marzo del año pasado y el mismo mes de 2023.

“Esta medida que estamos tomando para jubilados y pensionados nos va a permitir que el camino a recorrer en los próximos tres meses sea de mejora en la jubilación de base pero, además, de refuerzo desde el Estado para garantizar que el ingreso se vea mejorado”, concluyó.

Por su parte, Raverta expresó: “Poder decir que recuperamos 11 puntos de los casi 20 que se perdieron en el gobierno anterior es muy importante. Destruir es un instante y reconstruir y volver a garantizar que el bolsillo de los jubilados les permita vivir con dignidad es mucho más lento”.