Diputados: el proyecto de licencias parentales y de cuidados obtuvo dictamen de mayoría

La Cámara de Diputados emitió dictamen de mayoría sobre la ampliación de licencias para trabajadores con trabajo formal y la creación de las asignaciones parentales igualitarias para las personas con Monotributo o Monotributo Social.

El dictamen, elaborado por las comisiones de Legislación del Trabajo, Mujeres y Diversidad y de Presupuesto; presididas por Vanesa Siley, Mónica Macha y Carlos Heller respectivamente, unifica los distintos proyectos de ley elaborados por el Poder Ejecutivo y diferentes bloques.

La diputada Siley (FdT) informó que según proyecciones del Ministerio de Trabajo, el universo al que beneficiaría la iniciativa contempla a 372.926 personas, de las cuales 303.900 son del sector registrado y el restante del sector de monotributistas y autónomos.

A su turno, la diputada Silvia Lospennato (JxC), explicó que no acompañarían la iniciativa del oficialismo, ya que “entendemos que agravará la situación deficitaria del sistema de seguridad social” e informó que este miércoles presentarían un dictamen propio.

De la misma manera, el diputado Enrique Estévez (bloque socialista) informó que presentarían un dictamen propio junto a la diputada Mónica Fein.

En tanto, la diputada (PTS-FIT) Myriam Bregman, afirmó que su bloque acompañaría el proyecto de la mayoría con disidencias “para que se pueda avanzar y que pueda llegar al recinto”.

La encargada de realizar la descripción detallada del proyecto, fue la diputada Marisa Uceda (Fdt) sostuvo que “parecía que había un acuerdo entre todas las fuerzas de la necesidad de avanzar y de visibilizar la desigualdad que existe en el mundo laboral, pero parece que algunos han olvidado los propios proyectos que han presentado y los propios debates que han dado a lo largo de este trabajo”.

El despacho tomó en cuenta, entre otros, el proyecto enviado en marzo de 2022 por el Poder Ejecutivo denominado SINCA (Sistema Integral de Cuidados con Perspectiva de Género) que propuso elevar de manera progresiva hasta 126 días la licencia por nacimiento de hijos para las madres, mientras que para los padres sube a unos 15 días durante el primer año de la ley y 30 días en el segundo, hasta emparejar a 90 días durante un período de 8 años, a la vez que incluyó aumentos de licencias para personas no gestantes y por adopción.

12 días por matrimonio, fallecimiento de cónyuge, conviviente, hijo o hija

Entre otras cuestiones, el borrador de dictamen de mayoría impulsado por el oficialismo establece 12 días por matrimonio, fallecimiento de cónyuge, conviviente, hijo o hija y 3 días por fallecimiento de padre, madre, padre, hermano o hermana, nieta o nieto.

Además 20 días por año, continua o discontinua, para cuidado por enfermedad de un miembro del grupo familiar, persona a cargo, la cual podrá extenderse hasta 60 días anuales, sin goce de haberes.

Para rendir examen en cualquier nivel educativo: 2 días corridos por examen, con un máximo de 10 días por año calendario.

Para cuidado o atención de un miembro del grupo familiar y persona a cargo con discapacidad: 3 días corridos con un máximo de 15 días por año calendario.

Por interrupción del embarazo: 10 días corridos contados a partir del día en que se solicita la licencia, tanto para la persona gestante como para la persona no gestante con la cual hubiera compartido la responsabilidad parental.

Para asistencia a entrevistas con fines de adopción, audiencias, encuentros o visitas a un niño, una niña o adolescente que se pretende adoptar: 2 días corridos con un máximo de 12 días hábiles anuales.

Por Técnicas de Reproducción Humana Asistida (TRHA): 15 días laborables continuos o discontinuos por año calendario.

Por último para situaciones de violencia de género o violencia laboral: 15 días hábiles por año calendario, prorrogables por una única vez por otro período igual.

Qué dicen los otros dictámenes

El dictamen de Juntos por el Cambio mantendría los 90 días para personas gestantes y adoptantes. Para personas no gestantes se elevaría escalonadamente (a lo largo de 6 años) de 15 días hasta 45.

En caso de interrupción del embarazo luego del sexto mes de gestación o fallecimiento del bebé, la persona gestante tendrá una licencia laboral de 30 días para recuperarse. No se suman licencias especiales y en su lugar se otorgan 30 días sin goce de sueldo por temas a elegir, definidos como “razones particulares no planificadas”.

El proyecto de Mónica Fein estipula un término medio, con licencias para personas gestantes de 110 días (entre 15 y 45 días antes del parto y el resto después del nacimiento) y de 15 días para progenitores no gestantes.

En caso de padres adoptantes, plantea una licencia de 65 días para uno de los dos, y para la pareja o persona con la que comparte la responsabilidad parental, 15 días.